Análisis Jornada 4 y Power Ranking

Share on LinkedIn0Tweet about this on TwitterShare on Facebook0Email this to someoneShare on Google+0Pin on Pinterest0
 Photo CC by  Football Schedule
Photo CC by Football Schedule

Ya estoy de vuelta después de una semana de no parar. Esta he intentado sacar tiempo de donde no tenía para traeros un resumen de la jornada y tener un foro en el que poder comentar las cosas que nos han parecido de esta cuarta jornada de liga. ¡Vamos al tema!

Así es amigos, cuarta jornada de liga. Muchos equipos acaban de superar el primer cuarto de competición. De hecho todos menos los 4 que descansaban esta semana. Cuatro partidos disputados ya nos dan ciertas pistas de dónde están unos y otros. Es cierto que justo el primer cuarto de competición es el que menos en cuenta se puede tomar ya que más que un principio de temporada es un final de pretemporada y unos y otros están todavía ajustándose. En cualquier caso ya están ocurriendo cosas interesantes que merece la pena comentar.

La jornada se abrió el jueves con el Giants-Redskins. Los dos equipos llegaban al partido con un balance de 1-2 y en línea ascendente tras haber vencido en la jornada anterior. Si aquí en Europa ganas un partido eres el mejor y si pierdes eres el peor, en USA aún se magnifican más las cosas. Si no, fijémonos en que en Washington ya se hablaba de que Cousins se ganaría la titularidad de manera definitiva y que RGIII estaría obligado a salir del equipo. Eso después de un único partido. No digo que no pueda acabar ocurriendo, pero me parece un poco pronto para decirlo, como diría Aaron Rodgers en cinco letras: R-E-L-A-X. La temporada es larga y nunca se sabe que puede ocurrir en el siguiente snap.

El caso es que el duelo llegaba con los equipos en buen estado tras sus victorias de la semana anterior y un poco más favorable a los Redskins por aquello de que jugaban en casa. Pues bien, los de Nueva York tenían otros planes en mente y les dieron una soberana paliza a los Redskins. Un magistral Eli Manning condujo a su equipo a la victoria desde el primer momento. Se le vió muy bien, muy tranquilo, leyendo muy bien el campo y lanzando con gran precisión y velocidad. Nunca he sido fan de este jugador, pero el jueves vi una actuación de jugador top de la liga.

Si además de eso sumamos que Cousins estuvo nefasto, nos encontramos con el resultado final. Es cierto que la línea de los Redskins no estuvo todo lo fina que debería, pero aún así, lanzó más de un pase lamentable. Como resumen del partido basta con ver el resultado de los 6 drives que intentaron los Redskins en la segunda parte: INT-INT-3&out-INT-INT-3&out. Así no se puede ganar. La primera parte aguantaron, más o menos, gracias a las galopadas de Morris, pero en la segunda parte se olvidaron de él y decidieron abrir la caja de Pandora.

Ahora los Redskins vuelven a sus dudas, o incluso las aumentan, mientras contemplan desde la cola de la división como sus tres rivales directos han comenzado con bastante seguridad. Los Giants solo están a una victoria de ellos, pero las sensaciones son muy diferentes.

La jornada del domingo había varios frentes muy interesantes. Por un lado el reencuentro de Steve Smith con su equipo de toda la vida, la visita de los dubitativos Saints a casa de los sorprendentes Cowboys, que de aparecer en las apuestas previas a la temporada como candidatos a la cuchara de madera, han pasado a estar en la cabeza de su división. Otro punto caliente era el duelo en el Levi Stadium. Los invictos, aunque irregulares, Eagles, visitaban a uno de los gallitos de la conferencia que no había empezado con buen pie la temporada. Y por último, el duelo de los duelos en la que está considerada la rivalidad más antigua y caliente de la liga: la visita de los Green Bay Packers al Soldier Field de Chicago.

Yo seguí este último partido en directo. El de los Ravens lo estaba viendo en pantalla pequeña, pero como vi que se decantó muy rápido del lado de los Ravens dejé de prestarle atención. Entre el domingo y el lunes he visto los otros dos encuentros.

El Packers-Bears empezó como duelo de ataque a lo grande. El primer drive de Chicago fue absolutamente magistral. Unos 8 minutos de drive combinando carrera con pase, para recorrer las 80 yardas a velocidad de Panzer y anotar un TD para abrir boca. Muy bien Cutler, muy bien Forté, muy bien Bennett y muy bien Jeffery y Marshall. Drive de libro.

El primer drive de los Packers fue visto y no visto. Un par de pases largos les bastó para plantarse en la red zone, donde Eddie Lacy se encargó de romper la maraña defensiva para anotar los primeros puntos en el casillero de los de Green Bay. El siguiente drive de Chicago terminó en field goal. Los Packers volvieron a recorrerse el campo en apenas 4 minutos liderados por un gran Rodgers, para ponerse por primera vez por delante en el marcador tras su segundo TD del partido.

El siguiente drive de Chicago volvió a ser una gran combinación de carrera y pase que volvió a consumir cerca de 6 minutos y que volvió a poner a los Bears por delante después de un TD de Jeffery. En apenas 3 minutos los Packers volvieron a llevar el balón hasta la end zone rival anontando su tercer TD en tres posesiones de la primera parte. En el último ataque de la primera parte los Bears no fueron capaces de sumar puntos y llegaron al descanso 4 puntos por detrás de los Packers. Gran primera parte de los ataques, no tan buena de las defensas.

La segunda parte fue un paseo para unos Packers que nunca aflojaron, y que anotaron 17 puntos más, tras dos TD y un FG. Jay Cutler fue interceptado un par de veces, y la victoria cayó del lado de los visitantes, que con este resultado comprimen la clasificación en la NFC North. Ya decía Rodgers esta semana que la gente debía relajarse. Empezar 1-2, para uno de los grandes aspirantes al anillo, es normal que haga saltar algunas alarmas. Pero mientras a los mandos del barco esté el mejor quarterback de la liga nadie puede despistarse. Yo lo tengo claro, yo apuesto por ellos para llevarse la división.

El Eagles-49ers fue, si me permitís la expresión, un despelote. Los de Philadelphia, pese a haber empezado la temporada 3-0, no estaban dando muestras de regularidad. Daba la pinta de equipo que funciona a tirones. LeSean McCoy está muy lejos del jugador que fue la temporada pasada. Creo que el que se haya ido Jackson ha centrado la atención en el running back y todas las defensas van a por él en todos los snaps. Eso sumado a que la línea ofensiva de los Eagles está siendo un coladero hace que el equipo tenga que abusar un poco del pase. A ver como lo resuelve el gurú Kelly. Por cierto, gran maniobra aceptar la flag en 4th&2 en la segunda parte para que Colin dispusiera de un 3rd&7.

Los 49ers tampoco empezaron nada bien el partido. Por alguna extraña razón tienden a olvidarse de Gore y deciden abusar del pase. Más que abusar del pase, le dan la bola a Kaepernick y que haga lo que se le ocurra. Yo tengo sentimientos encontrados con Kaepernick. Tiene momentos magistrales. Cuando arranca a correr con esa velocidad y potencia que tiene da gusto verle dejar defensas detrás. Cuando lanza uno de sus misiles con precisión, justo en la ventana, también es impresionante. Ahora bien, cuando hace delay of game (una media de 3 ó 4 veces por partido), cuando se queda el balón y sigue con la mirada a un único receptor y cuando no se desmarca no sabe que hacer, cuando hace un pase a las manos del defensa porque no ha visto que el receptor avanzaba a un punto en el que estaba el safety, o cuando quema timeouts porque no se le ocurre que otra cosa hacer, piensas que cómo es posible que Harbaugh se deshiciera de Alex Smith. Es como si fuera el mismo jugador de hace dos años. No parece haber evolucionado al ritmo que se esperaba.

En el partido del domingo vimos un poco de todo. El resumen rápido es que ni haciendo uno de los mejores partidos de la historia en equipos especiales los Eagles fueron capaces de llevarse el partido. De nada valieron los 3 TD que anotaron en esa faceta. La defensa y el ataque estuvieron muy desdibujados y aumentaron las dudas que se ciernen sobre ellos. Por otro lado los 49ers, tras una primera parte muy floja, destacando las liadas en equipos especiales, se pusieron las pilas en la segunda parte en la que Colin hizo un par de acciones de muchísima calidad y Harbaugh cedió el balón más a Gore. Conclusión, estos Eagles bajan unos cuantos puntos en las apuestas y los Niners, con una defensa cogida con pinzas pero con mucho pundonor, sube unos cuantos.

En el último partido del día, los enterrados antes de hora Cowboys (yo también les daba por muertos, lo confieso), se pegaron el festín padre ante los Saints, que ahora sí: ¡activemos las alarmas!. 1-3 van estos Saints. Solo de este partido me podría tirar hablando dos entradas, pero no me quiero alargar demasiado para no aburriros. De todas formas, tampoco nos volvamos locos porque los dos equipos tienen un factor kamikaze en el banquillo del tamaño del Empire State que puede hacer que una semana les vaya muy bien y a la siguiente muy mal.

En el caso de los Cowboys el factor se llama Jason Garrett y en el de los Saints, ¿quién?, venga va, se que sabéis de quién hablo. Os dejo esta línea de relleno para que os lo penséis. Ya está ¿verdad?. Efectivamente, habéis acertado: Rob Ryan. O explosiones Ryan como le podríamos llamar. El coordinador defensivo de los Saints, ex de los Cowboys, da una de cal y otra de arena. El problema es que este año no está mezclando y está siendo todo una debacle. La que prometía ser una super secundaria de lujo a la altura de The Legion of Boom está haciendo aguas por todas partes.

En cuanto a Garrett, no se puede negar que el hombre tiene afán autodestructivo. El primer, y más grave, síntoma de su enfermedad es cuando se olvida de que tiene a un tal DeMarco Murray en el backfield. ¿Os acordáis del partido del año pasado contra Green Bay? Iban ganando de palizón al descanso. Con correr con el balón y dejar pasar el tiempo habrían ganado el partido tranquilamente. Pues no, se empeñó en pasar. Romo no tuvo su mejor día, y se encontraron con una de las remontadas de la temporada en toda la cara. Este año parece que ha aprendido la lección.

Los Cowboys parecían candidatos a peor equipo sobre todo por su defensa. El año pasado fue la peor de la liga y la peor de la historia de los de Dallas. Este año habían perdido a DeMarcus Ware y en pretemporada a Lee. Pero hay que ser sinceros y el ataque de Dallas sigue siendo igual de bueno que siempre: Romo, Bryant, Murray, Witten y algún invitado ocasional, hacen de este equipo uno de los ataques con más posibilidades y más explosividad de toda la liga. Siempre ha habido mucho debate sobre Romo; seguramente el QB más criticado/amado/odiado de la liga. Os voy a contar mi pequeño secreto: soy muy fan de Romo. Me lo paso genial viéndole. Es verdad que ha lanzado intercepciones en momentos muy malos, pero para los que no lo sepáis, y quizá esto os sorprenda, Tony Romo tiene las mejores estadísticas en el último cuarto de la historia de la competición. Nadie ha conseguido jamás un mejor rating.

Dicho todo lo cual, y viendo como está la división, no descarto que los Cowboys puedan estar peleando por la post temporada.

Por cierto y antes de que se me olvide: memorable el último drive de los Bucs en el Three Rivers Stadium para estrenar su casillero de victorias a costa de los Steelers. También memorable el careto de Big Ben en la banda.

Como hemos superado el primer cuarto de liga, si os parece, os voy a mandar mi power ranking por divisiones y conferencias. A ver que os parece:

AFC North: Bengals y Ravens
AFC East: Patriots (a pesar de lo del lunes)
AFC South: Colts
AFC West: Broncos y Chargers

NFC North: Packers
NFC East: Giants y Cowboys
NFC South: Falcons
NFC West: Seahawks y Cardinals

Me la juego. ¡Estoy muy loco! ¿Qué os ha parecido a vosotros la jornada? ¿Coincidís con el power ranking?

One thought on “Análisis Jornada 4 y Power Ranking”

  1. Bien, buen análisis y buena jornada.
    Por mi parte sólo vi mis 49ers y un poco de los Saints.
    Buen partido de los mineros que por fin fueron constantes durante todo el partido y no se vinieron abajo en las segundas partes; utilizar más el juego de tierra también ayuda, hay que seguir dándole en este aspecto porque con Gore y Hyde podemos hacer más daño y es muy importante quitar presión a Kap, otra cosa es que Steve Smith empieza a entrar más en juego.
    Aparte de eso hay lagunas impresionantes, por muy buenos equipos especiales que tengas en frente no puedes dejar esos retornos y esos bloqueos de Punt.

    Los Saints nada que decir, mucha desilusión pero se vieron superados en todo por los Cowboys; punto de inflexión porque ahora que han visto las orejas al lobo es cuando vamos a ver si este equipo tiene madera o no.

    Vamos con ese Power:

    AFC East: Miami
    AFC North: Bengals & Ravens
    AFC South: Colts
    AFC West :Charges & Denver

    NFC East: Cowboys
    NFC North: Packers & Lions
    NFC South: Saints
    NFC West : Seatle & 49ers

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *