Análisis Jornada 5

Share on LinkedIn0Tweet about this on TwitterShare on Facebook0Email this to someoneShare on Google+0Pin on Pinterest0
  Photo CC by Mike Morbeck
Photo CC by Mike Morbeck

Hola a todos, vuelvo a la carga para analizar la actualidad de la liga.

He estado dándole vueltas al formato que estoy utilizando y no se si os gusta, si creéis que se puede mejorar (bueno, esto no es una creencia, es un hecho, todo se puede mejorar). El caso es que hasta ahora lo que hago es hacer resúmenes más o menos largos de los partidos que puedo ver, porque al final, como supongo que os ocurrirá a la mayoría, es muy dificil sacar el tiempo necesario para poder verlos todos.

Yo, normalmente, veo el del jueves y un par del domingo, y quizá el martes veo algún resumen corto de uno o dos más, por lo que de la mayoría de ellos solo puedo comentar en función del resultado y tampoco quiero inventarme cosas. De momento creo que voy a seguir haciendo algo parecido aunque quizá un poco más resumido, analizando solo lo que yo he visto, y que sea en los comentarios donde comentemos el resto de partidos y que cada uno pueda dar su visión sobre los que haya seguido, los de su equipo, el partido que le haya parecido más interesante o lo que sea.

Pues venga, dicho lo cual, vamos al lío.

Esta semana he visto el partido de Green Bay, el de Falcons-Giants y la primera parte de Cardinals-Broncos. En resumenes he visto algún otro que iré comentando un poco por encima.

El partido de Green Bay, realmente no se si se puede llamar partido. Estuvo dominado claramente por los Packers. En un recital de Lacy en el que se volvió a ver el jugador que asombró el año pasado, y con la gran dirección de Rodgers, los queseros se fueron al descanso con una cómoda ventaja de 28-0.

La defensa de los Vikings estuvo muy centrada en cubrir a Nelson durante todo el partido, el cual, en el único momento de libertad que tuvo, capturó un balón que llevó 66 yardas hasta la end zone para anotar un TD. En cuanto al ataque de los Vikings, estuvo muy mermado por las ausencias de sus dos qbs principales, y tuvieron que tirar de Ponder, que fue bastante desastroso. Parece normal por dos motivos, el primero que Ponder no es un gran QB, lo sabemos desde hace tiempo, el segundo, que al ser el tercer qb habrá que ver cuantos repeticiones ha hecho con el primer equipo. Me extraña que haya hecho alguna.

Esto es conscuencia de la reducción de entrenamientos con protecciones. Supongo que estáis enterados del tema, para los que no, os lo explico rápidamente: la asociación de jugadores llevaba tiempo intentado reducir el número de entrenamientos con protecciones que tiene disponibles cada equipo. Ese número de entrenamientos está limitado. Creo que fue antes de la temporada 2013 cuando se redujo la cantidad de dichos entrenamientos. El objetivo por parte de la asociación, era reducir la exposición de los jugadores a los golpes. Loable meta sin duda. Como todo en la vida, todo tiene sus pros y sus contras, y los contras repercuten en que los equipos, al tener menos opciones de entrenamiento, prefieren focalizar sus esfuerzos en los titulares, por lo que los suplentes están menos integrados en las prácticas y en la estrategia del equipo, y cuando comienzan a ocurrir las lesiones, fenómeno completamente inevitable en este deporte, las plantillas se encuentran con que no tienen backups de garantías.

Consecuencia de esto, si eres el Qb1, vas a tener todas las repeticiones necesarias, si eres el Qb2, tendrás alguna que otra, si eres el 3, vete mejor a vender entradas a las taquillas. Y Ponder está en esas. Por el bien del equipo y de sus aficionados esperemos que la lesión de Teddy no sea muy larga y dentro de poco le veamos en el emparrillado.

Por terminar con el partido, empecé a ver la segunda parte hasta que los Packers se pusieron 35-0, en ese momento ya estaba claro que no habría remontada ni emoción.

El domingo estuve siguiendo el partido de Nueva York entre Giants y Falcons. A priori, me parecía el partido más interesante en ese horario. Los Falcons, que habían empezado la temporada a buen nivel, visitaban a los Giants, que tras dos derrotas en las dos primeras jornadas, habían dado con la tecla y se presentaban en esta quinta jornada con balance equilibrado y con la defensa y Eli rindiendo a buen nivel.

El partido estuvo muy igualado hasta el último cuarto al que se llegó con marcador de 20-17 favorable a los Falcons. Julio Jones hizo una gran primera parte, cogiendo algunos balones imposibles de esos a los que nos tiene acostumbrados, pero en la segunda su actuación se fue diluyendo gracias a un gran marcaje de Rodgers-Cromartie. El último cuarto fue un recital defensivo de los Giants que no dieron ninguna opción a Matt Ryan y a los suyos. Por su parte los Giants consiguieron encontrar los huecos, liderados por Andre Williams que tuvo que liderar el juego de carrera de los Giants tras la lesión de Jennings, y Eli Manning que hizo un partido solvente.

Con este resultado los Giants evolucionan a 3-2 y los Falcons dan un paso atrás en sus aspiraciones al quedarse con dos victorias y ser superados por los Carolina Panthers.

Del resto de partidos voy a hacer un análisis por encima porque tampoco puedo opinar mucho más. Esta sigue siendo una jornada con grandes sorpresas y otras casi sorpresas que no dejan de ser llamativas. Una de las casi sorpresas de las que hablo fue el complicado partido que tuvieron que afrontar los Steelers en Jacksonville. Los Jaguars, uno de los peores equipos de la liga, y uno de los dos que no ha ganado ni un partido, puso en serios aprietos a los de Pittsburgh, que pese a que terminaron llevándose el duelo, demostraron que son un equipo con muchas incógnitas.

Las sorpresas de la jornada fueron la derrota de los Lions en casa frente a los Buffalo Bills. Motivo clave de la derrota: el kicker de los Lions. Henery falló los 3 field goals que intentó en el partido. Especialmente doloroso el que pudo haber significado la victoria de su equipo a falta de menos de un minuto para la conclusión. Los Bills aprovecharon en regalo y en un último drive magnífico de Orton, consiguieron darle a Carpenter la opción de convertir un field goal de 58 yardas para ganar el partido. Opción que no desaprovechó.

Que un kicker te falle 3 de 3, en casa y en un estado cubierto, es motivo de despido. Me extrañaría que los Lions siguieran contando con el jugador. ¡Que fichen a kickalicious!

Y hoy, por una vez en la vida, voy a hablar de los Titans. Un partido del que nunca hubiera hablado en cualquier otra circunstancia, se convirtió en noticia gracias a la remontada de los Browns para llevarse el partido. Poco antes del descanso los Titans ganaban por 25 puntos, 28-3. En ese momento a Bryan Hoyer se le cruzó un cable y el equipo se fue en pos de la remontada. Hecho que consumaron a falta de poco más de un minuto para finalizar el partido. El que sea una remontada tan tremenda, en sí mismo, ya es un hecho a tener en cuenta. El detalle importante es que se trata de la mayor remontada a domicilio de la historia de la competición.

En cuanto al resto de partidos no hubo ninguna gran sopresa. Destacar el palizón de los Chargers a los Jets (que ganas de que se enfrenten a los Broncos), el palizón de los Patriots a los invictos Bengals, para callar unas cuantas bocas y poner los pies en la tierra a los de Cincinnati y dar ánimos a los detractores del rifle rojo, la igualdad en el duelo de Texas, en el que los Texans, liderados por JJ Watt y Arian Foster, cerca estuvieron de dar un disgusto en la casa de los Cowboys, que siguen demostrando que son un equipo muy a tener en cuenta. También mencionar la victoria de los Colts sobre los Ravens. Ante uno de los gallitos de la conferencia que venía de enlazar varias victorias consecutivas, los de Indi demostraron que no son un equipo fruto de la casualidad.

Para terminar, una pequeña mención a los Broncos, que derrotaron a los invictos Cardinals, último que quedaba imbatido en la competición, el día que Peyton Manning logró su pase de TD 500 (y el 501, y el 502, y el 503), y en el que Demaryius Thomas atrapó 8 balones para 226 yardas y 2 TD. Casi nada.

A estas alturas de competición las espadas están en todo lo alto y es muy dificil poner la mano en el fuego por ningún equipo. De todas formas se comienzan a ver viejos patrones que siempre parecen olvidados a principio de temporada y que algunos equipos llevan implantados en sus subconscientes a fuego. Por ejemplo: la NFC North suele comenzar con los Bears y los Lions dando miedo y como claros favoritos a llevarse la división. Cinco partidos después los resultados rebajan las expectativas y los Packers, los de siempre, son los que parecen claros favoritos a recuperar su cetro.

En la AFC East las cosas están un poco como siempre. Tras un arranque un poco dubitativo, los Patriots están 3-2 empatados con los Bills. En breve comenzarán los enfrentamientos directos y podremos ver donde están realmente unos y otros, y si serán capaces de terminar con la hegemonía de los de Boston.

La AFC North está muy igualada. Ningún equipo tiene balance negativo, y los que peor están son los Cleveland Browns con un balance de 2-2. A día de hoy nadie parece descartado para la lucha por la post temporada, aunque a priori parece que los Bengals son el rival a batir.

En la AFC South los Colts y los Texans están imponiendo su ley y ya están dos victorias por encima del tercer clasificado, los Tennessee Titans, que no parece que sean capaces de poner en aprietos a los dos de arriba.

En la AFC West parece que hay vida para los Chiefs después de la espectacular paliza de la semana pasada a los Patriots y a una apurada derrota en San Francisco. No obstante lo tendrá complicado para ponerse a la altura de los Broncos y los Chargers, que han empezado el año a tope en el dificil calendario que les ha tocado esta temporada.

La NFC East también parece muy igualada. Quitando a los Redskins que creo que ya están descartados, los otros 3 equipos parecen estar a un gran nivel. De los tres, el que más miedo me da son los Giants. Son un equipo ganador que sabe lo que es competir ante la máxima exigencia. Los Cowboys están sorprendiendo a todos y no sabemos hasta donde van a poder llegar, pero creo que todos pensamos que un día pueden enlazar 3 derrotas seguidas y que sea completamente normal. El equipo enigma son los Eagles. No está claro donde están. Es cierto que llevan un balance muy favorable de 4-1, pero están dejando demasiadas dudas en ataque. Los equipos especiales y la defensa están sacando las castañas del fuego. Estoy, sin embargo, tiene una lectura positiva y otra negativa. La negativa es que un día la defensa dejará de rendir al nivel y comenzarán a perder partidos, y la positiva es que si haciéndolo tan mal en ataque vamos 4-1, el día que nos afinemos un poco que se detenga la competición y que nos den el Lombardi. Veremos que ocurre.

La NFC South aparece como una división de incógnitas. Todos los equipos están muy igualados salvo los Bucs, así y todo estos lograron una meritoria victoria en Pittsburgh la semana anterior. De todas formas, me parece la división más floja de la conferencia en lo que llevamos de competición. Los Saints no acaban de estar bien, los Falcons han hecho partidos buenos y otros no tantos. Tienen puntos débiles en el equipo que están pesando mucho. La OL está muy floja y se nota. Los Panthers, que habían arrancado muy fuerte, nos han dejado un poco fríos tras dos derrotas consecutivas en las que su defensa no estuvo al nivel habitual. A día de hoy yo creo que siguen siendo los favoritos.

Por último, la NFC West, está demostrando su potencial. Salvo los Rams que no acaban de dar un giro a sus resultados, los otros equipos están demostrando por qué esta es una de las divisiones más complicadas de la liga. En teoría los Seahawks deberían estar en post temporada, pero con los Cardinal y los Niners en la misma cesta, y con los enfrentamientos que tienen por delante, todo puede ocurrir en el lejano oeste.

5 thoughts on “Análisis Jornada 5”

  1. Genial,
    Sobre el formato me parece correcto que comentes lo que viste y pases lo demás a nivel general, terminando sobre la situación de las conferencias o detalles que te llamen la atención; los demás si apetece podemos complementar.
    Por mi parte siempre intento ver los partidos del jueves y a los Saints y los 49ers, que mes están dejando con el corazón en un puño.

    los Saints con todo lo que apuntaban se están desmoronando por la defensa y encima pierden a Jairus Byrd para toda la temporada; se mantienen gracias al Superdome porque es poner un pie fuera de Louisiana y derrota segura.
    Muy sufrida victoria ante Tampa en casa y sobreponiendose a la lesion de Graham en el segundo cuarto; al final Brees, la carrera y el cansancio evidente de los Bucc nos dieron la victoria pero si miras el calendario a partir del Bye es para echarse a temblar.
    San Francisco sacó un partido duro contra Kansas y la vuelta de Alex Smith ante su ex, el truco fue parar a Jamaal en la parte final y dos detalles: carrera in extremis de Kap en una tercera sin opción de pase y el espectacular “catch” de Brandon Lloyd por encima de su marcaje (si tenéis oportunidad tenéis que verlo porque lo que salta y se retuerce en el aire es brutal): por lo demás muy bien por tierra Gore y Hyde siendo una constante todo el partido y la única aparición de Steve Smith para coger ese TD con una finta que rompió a su defensor.. sublime.

  2. Muchas gracias por tu aportación Ozzy!

    Si que es verdad que lo de los Saints es inexplicable. Los analistas americanos están dándole caña a saco a Rob Ryan (como para no), y comentan que tienen la sensación que con ese hombre un año es un genio y al año siguiente un patata. Para mi es más de lo segundo. Tantos años en los Cowboys y ni una vez logró acabar la temporada con record positivo.

    A mi me da que la NFC South está un pasito por detrás del resto de las de la conferencia. Solo los Panthers parecen tener el empaque para competir con los pesos pesados, pero esas dos derrotas también han dejado muchas dudas.

    En cuanto a los Niners, es un equipo que aunque con trabajo, está consiguiendo sacar los partidos. Creo que todo el mundo está contando las semanas para que vuelvan Bowman y Smith. Creo que si para entonces los Niners siguen estando en la lucha, tendrán plaza en post temporada.

  3. Bueno, voy a dar mi punto de vista. Es cierto que el talón de Aquiles de los Saints es la defensa, porque tienen un ataque que es de otra dimensión. El problema es que Rob Ryan abusa mucho del blitz, y eso el resto de equipos lo saben. De todas formas, creo que los Saints estarán ahí arriba porque los Falcons van a peor.

    Los 49ers no sé por qué, pero las primeras jornadas les dió por el juego de pase y Gore apenas estaba corriendo, cuando es un equipo de correr y machacar. Aunque parece que vuelven a la fórmula de años anteriores.

  4. Lo de los Saints es totalmente cierto. Ya se vio el año pasado. Empezaron muy fuerte porque el aluvión de blitz pilló por sorpresa a todo el mundo, pero a partir de cierto punto ya todos se lo sabían y las derrotas empezaron a caer. Además de que el equipo tiene una especie de fobia a jugar fuera de casa.
    Y por otro lado, al ataque tampoco lo veo tan bien. Brees está haciendo una temporada muy floja y tienen a Ingram y a Graham tocados. Sinceramente, no los veo.
    Creo que esa división se la llevan los Panthers porque al final la defensa más seria se acaba imponiendo. Y no veo que de esta división pueda salir una segunda plaza. Creo que las otras 3 divisiones son más potentes. Creo que de la West, como poco, salen dos equipos. Y el otro segundo se lo daría a la NFC East.

    ¿Cómo véis la NFC East? Yo creo que el equipo potente de verdad son los Giants. Los Eagles tienen capacidad pero no acaban de despuntar, y los Cowboys, pese a que han empezado muy bien, siempre tienen una sombra de duda sobre ellos. Aunque algún año desaparecerá. La línea ofensiva está muy mejorada y los partidos se ganan en las trincheras.

    1. La NFC east está muy disputada, los Dallas se han entonado pero bien y estan con Romo en plan espectacular, este Domingo contra Seattle se les verá de qué están hechos.
      Giants muy bien también, desde que Eli tiene más tiempo para lanzar y ha asimilado el nuevo plan ofensivo están tremendos; partidazo sin duda el que van a jugar contra los Eagles, los cuales para mi son los más irregulares aunque vayan 4-1; le han salvado los equipos especiales porque la defensa le flojea y el ataque tiene cortocircuitos.
      Creo que serán NY y Cowboys los que pasen

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *