Colin, el rey de la Bahía

Share on LinkedIn0Tweet about this on TwitterShare on Facebook1Email this to someoneShare on Google+0Pin on Pinterest0
Photo CC by  fvorcasimic
Photo CC by fvorcasimic

La reciente renovación de Colin Kaepernick, agarraos a algo antes de leer las cifras. ¿Ya? ¿estáis bien sentados? Ahí va: 6 temporadas y 126 millones, de los cuáles casi 61 son garantizados. ¿Cómo se os ha quedado el cuerpo? Yo me quedé a cuadros cuando lo leí. No porque crea que no se lo merezca, sino por todas las circunstancias que hay alrededor de dicho contrato.

Me explico en lo de las circunstancias. Para empezar, Colin seguía teniendo un año de contrato. Esto abría unas cuantas posibilidades y especulaciones. Las dos posibilidades eran, básicamente, si los Niners iban a esperar a que cumpliera su contrato o si le renovaban ya. Ventajas e inconvenientes de una opción y otra:

Photo CC by  Football Schedule
Photo CC by Football Schedule

Renovarle a final de año: esto, como siempre, también tiene dos opciones. La primera, que Colin cuajara una buena temporada, y la segunda, lógicamente, que hiciera una castaña. En el primer caso, permitir que tu quarterback estrella de 27 años (me pongo en la edad que tendría al final de la temporada que viene), llegara a la agencia libre, era un problema muy gordo para el equipo. Ya no solo por la posibilidad de que Colin pudiera acabar abandonando el barco, sino que muy posiblemente, estarías obligado a tener que hacer una oferta muy alta para que el jugador se quedara. En el caso de que hiciera una mala temporada, la cosa habría sido perfecta para San Francisco. Tendrían la opción de negociar por él a la baja o de quitárselo de en medio sin mayores complicaciones.

En cuanto a renovarle ahora, aquí también aparecían un par de opciones: la renovación a la baja (entendamos la renovación a la baja al nivel quarterback en un contrato de unos 10 millones por temporada), lo que le garantizaba a Colin cierta tranquilidad, ya que no dependía de su actuación durante esta campaña para seguir en el equipo, pero siempre con la posible mosca de que el jugador pensara que merece ser pagado al nivel de los mejores. También tengo que decir que viendo el nivel salarial de los “mejores” (Flacco, Cutler, Stafford), creo que haberle pagado 10 millones a Kaep habría sido un robo para el jugador. La última opción de este mundo de posibilidades, es la que se ha dado: renovar al jugador ya, y con un contrato top. Aquí San Francisco se ha cogido de manos totalmente. Después de todo, Kaepernick solo ha sido titular año y medio, y quizá sea pronto para saber cuál será su nivel real durante los próximos seis años.

Photo CC by  Davide Gabino - StrolicFurlan
Photo CC by Davide Gabino – StrolicFurlan

Después de esta reflexión de oportunidades. ¿Cómo lo veo yo? Más allá de la calidad de Colin, que luego comentaré, si tienes un jugador joven en el que confías, y que quieres que sea la cara de tu franquicia durante las próximas temporadas, me parece que el movimiento de los Niners es fantástico. Le está diciendo al jugador “confiamos en ti y queremos que seas nuestro quarterback. No nos tienes que demostrar nada, y para que lo veas, te damos el gran contrato antes de que venza el actual de rookie en el que ganas una basura”.

Más allá de confiar en él como jugador, los Niners están apostando por él como persona. Hay un problema muy típico en los jugadores de la NFL, que es el cambio de rendimiento que experimentan muchos de ellos una vez que consiguen EL contrato. Supongo que los Niners conocen de sobra al jugador y saben que no se le va a ir de las manos cuando empiece a cobrar 20 millones cada temporada.

Photo CC by  Football Schedule
Photo CC by Football Schedule

En cuanto a si Colin se lo merece, si nos fijamos en a cuánto se paga el kilo de quarterback ahora mismo en la liga, para mí se lo merece totalmente. Kaepernick se acaba de poner al nivel salarial de Flacco y de Cutler. Si me dan a elegir entre los tres, no lo dudo ni un segundo, me quedo con Colin.

Ahora mismo está lejos de ser un top 5 de la liga, pero creo que tiene capacidad para llegar a ello. En las dos últimas temporadas ha estado a muy poquito de ganar un anillo y de llegar a una segunda super bowl. Obviamente los partidos no los gana el quarterback solo, y San Francisco tiene un equipo tremendo. Pero también es verdad que el football es un deporte en el que la posición de quarterback es demasiado clave como para no pensar en su contribución al conjunto.

Photo CC by  Mitchell Cipriano
Photo CC by Mitchell Cipriano

En cuanto a nivel de juego, como ya he comentado, creo que hay otros jugadores que han llegado a la liga en los últimos tres años que son mejores que Colin, pero también creo que van a conseguir un gran contrato en los próximos años. El jugador de los Niners, tiene un brazo tremendo y tiene unas arrancadas impresionantes. Tiene varias pegas. Quizá la más clara sea su falta de capacidad en segundas lecturas. Tiene el defecto de que si su primer objetivo está cubierto, echa a correr  y que sea lo que Dios quiera. En este aspecto creo que no está al nivel de Cam Newton por ejemplo. Pero en cuanto a galopadas, creo que es bastante mejor que RGIII, y físicamente es un monstruo.

Si alguno tenéis dudas sobre su capacidad como jugador, os remito a que veáis la primera parte contra los Seahawks en Seattle en la final de conferencia de la temporada pasada. Que por mucho que los Seahawks fueran un equipazo y se merecieran totalmente el Lombardi, estuvo a una jugada mal señalada y a una lesión de Bowman de caer del lado de los mineros. La primera parte de Colin en ese partido es magistral.

Photo CC by  Football Schedule
Photo CC by Football Schedule

Por último, y a la espera de que me déis vuestra opinión sobre el 7 de los 49ers y de este megacontrato, también voy a dar otro motivo por el que me gusta Kaepernick. Es muy sencillo y muy poco objetivo: me cae bien. Me gusta verle sonriendo en el campo. Cuando le veo me da la sensación que está jugando a un juego y que jugar es divertido. Muchas veces vemos deporte y estamos animando a nuestro equipo, sufrimos, nos enfadamos, y se nos acaba olvidando que más allá de ganar o perder, es un deporte, y que el resultado no es lo único importante. El juego en sí mismo es divertido. Y yo me divierto mucho viendo a Colin arrancar con el balón, lanzar esos misiles tierra-aire letales y celebrar un touchdown.

En definitiva, me alegro mucho por él y por nosotros, ya que vamos a tener Colin Kapernick para mucho tiempo. ¿Qué pensáis vosotros?

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *